• Welcome
  • Basic
  • Extra!

Estás solo, todo está destruído, la muerte quiere cazarte. Has sobrevivido al fin y eso no es todo: esta guerra sigue en pie, pues el fin supone un nuevo principio, uno más tormentoso donde tendrás que demostrar lo que vales. ¿Crees poder sobrevivir?, si no... Abandonad toda esperanza aquellos que os adentráis en este nuevo, virulento y destrozado lugar.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Michael, eres tú? [Umbrella only]
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova EmptyVie 23 Jul 2021, 02:21 por April Nakamura

» CIV "El agujero de ratas"
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova EmptySáb 26 Jun 2021, 21:13 por Silence

» Dead Money - Michael Blake
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova EmptyDom 30 Mayo 2021, 21:10 por Michael Blake

» Demasiado bueno para ser real...- Matt Kowalski
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova EmptyDom 30 Mayo 2021, 21:07 por Matthew Kowalski

» ₪ CENSO DE ACTIVIDAD - 2021
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova EmptyDom 30 Mayo 2021, 11:44 por Jack Conway

» Vacaciones por año nuevo [A6]
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova EmptyDom 23 Mayo 2021, 14:55 por Vanessa A. Walcott

» Easy photo art [GALERÍA]
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova EmptyDom 23 Mayo 2021, 14:37 por Ireth Haven

» ₪ Novedades de mayo
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova EmptyDom 23 Mayo 2021, 14:18 por Agent 4.0

» Castle of glass [Matt K.]
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova EmptyMiér 19 Mayo 2021, 13:01 por Matthew Kowalski

» Diez mensajes antes de un chico - Juego
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova EmptyDom 16 Mayo 2021, 13:38 por Chase Callen

¿Quién está en línea?
En total hay 5 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 5 Invitados :: 3 Motores de búsqueda

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


Élite {36/54}
Time Of Heroess6ZDTi3.png
Hermanos
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova BfaHM5eDisneyland para los degenerados | Klaus Rostova TT9KvUfDisneyland para los degenerados | Klaus Rostova Gubwrm5Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova Gubwrm5
Directorios
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova HcLp47q

Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

ARCH Nº368: Informe de misión
Base del Desierto de Umbrella
28 de Enero del 2016.


Según una investigación realizada al IED en base a un seguimiento colectivo, se rescataron  evidencias de una aparente sublevación por parte de la nómina científica en donde éstos habrían estado almacenando muestras para uso personal, utilizándose fuera de las instalaciones con un propósito actualmente desconocido.

Debido a ésto, se coordinó un reducido escuadrón conformado por agentes de la USS y USFU con la finalidad de infiltrarse al sitio en donde se tenía conocimiento de la existencia de un centro clandestino, con el objetivo de eliminar todo rastro acerca de la institución.
Primer encuentro
Las Vegas, Estados Unidos


El jeep avanzaba a un paso lento a través del sendero que parecía estancar los neumáticos entre los montes de arena, los cuales se habían vuelto más voluminosos con el paso del desierto sobre lo que actualmente no serían más que los cimientos de lo que alguna vez fue una utopía para los fanáticos del juego y el azar, algo así como Disneyland para los degenerados.

En su interior, se encontraban a los menos siete personas completamente equipadas que parecían balancearse sobre su asiento por cada topón que daba el vehículo y a la cabeza de éstos se encontraba Alexia, quien yacía sentada al pie de la puerta trasera. Una de sus manos parecía tensarse sobre las correas que pendían desde el techo del vehículo utilizándolo como soporte mientras que su vista parecía centrada al número que marcaba su reloj de muñeca, balbuceando por lo bajo como si estuviese contando los minutos para proceder con sus instrucciones.
Un último remezón terminó por despejar toda bruma de la cabeza de la comandante, coincidiendo su mirada con la del pelirojo, donde unas sutiles palabras brotaron desde sus labios como una forma de alivianar la inquietud que denotaba en el rostro del sujeto.
USFU, ¿no?ContinuóNunca te había visto por aquí.

Volver arriba Ir abajo


Las Vegas
Fecha desconocida
Disneyland para los degenerados


-Procura ser bueno ¿quieres?, te tocara ir con un enlace, una compañera de las USS, procura no pasarte…mucho, aclaró la voz tras el comunicador que tenía el hombre, estaba claro que era una misión y que, los datos los tendría la fémina con la que se encontraba, otro paseo al exterior, toda una diversión, debía andar con suerte, cargo sus cosas para represarse, esa especie de encargos no esperaba, el tiempo impasible siempre lo arrasaba todo, ¿sería aquello un buen recuerdo o una sucia pesadilla?, apenas había empezado pero, lo que no sabía el muchacho, Klaus es que ese encuentro se le quedaría grabado en el cerebro como una de las tantas quemaduras que portaba en su cuerpo.

** Un tiempo después**

El muchacho fue llegando a su cita habiendo dejado un transporte alejado, portaba sus armas y una vestimenta similar a la que podría acarrear un civil exceptuando sus placas metálicas que colgaban del pecho, ahora tocaba si podría coincidir con su heroína, con la mujer del encargo, ¿la conoceré?, seguramente no, debió pensar el hombre encendiéndose un cigarro en su caminar, podía notar como el camino se le hacía pesado, tosco, quizás porque era aburrido, era cauto se movía con presteza recordando los tiempos mozos en los que realizaba maniobras como miembro de la marina y míralo ahora trabajando para una corporación, ¿Qué había cambiado en el hombre?, solo se había reciclado, había mejorado, el mundo era una jungla enorme, era ser comido o comer, ¿sería hoy la presa o el cazador?, todavía era demasiado pronto para decirlo, pensaba solo en eso, divertirse conocer a sus compañeros y hacer lo que la misión requería, era un soldado de elite y podía adaptarse a casi todo, suponía que era parte de su encanto personal.

“No tiene muchas tetas, ¿es planita?, ¿será por la ropa?”, pensó esbozando una larga sonrisa dejando ver cada uno de sus dientes, era como la boca del gato de Alicia en el país de las maravillas, ¿ella sería la niña de la fábula mientras que el seria el sombrerero loco?, bueno, esto era algo muy sacado de contexto, escucho las palabras de la mujer dejando salir parte del humo de su calada, estaba más que claro que ya se había encontrado, ella si tenía pinta de militar, esa fragancia, ese porte, -Así es, ¿USS?, preguntó clavando sus ojos en los suyos, casi la miraba como si pudiera ver su alma, el semblante del hombre podía casi tornarse como grotesco como si aquella larga y desarrollado sonrisa buscara intimidarla, ¿era así?, para nada, aunque buscaba saber más de la mujer.

-No soy alguien muy popular, tiendo a estar ocupado, sentenció esperando su reacción para meterse la mano en su bolsillo sacando el paquete de cigarrillos que portaba, ofreciéndole uno a la mujer para estar muy atento a ella,-Apuesto que si te hubiera visto NO lo olvidaría.
Emme



Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova Giphy

Firma cambiado por evento de Halloween

Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova 4iMCH5r

<< Narro - Hablo (723EBD)- "Pienso (996633)" >>

Volver arriba Ir abajo

Una fibra de cierto temple inextinguible que escondía su naturaleza carnal, obligaba al hombre a mantener cierto grado de coqueteo con la fémina, ignorando casi por completo la existencia de más personas dentro del vehículo, inclusive restándole importancia a su cargo superior, confiandose de un trato más cercano a la mujer.

A pesar del poco tacto que ésta tenía con las personas, la esencia extrovertida de aquel individuo no lograba perturbar su sosiego, limitándose a mantener un trato netamente profesional tanto con él como para con el resto de sus cadetes.

Comandante Blackwell para servirte, seré tu “guía turístico” el día de hoy —Afirmaba mientras recibía el cigarrillo entre sus dedos, apoyándolo por sobre su oreja como si se tratase de una horquilla.

Antes de que pudiesen continuar la conversación, el momento se vió interrumpido por el sonido del motor apagándose y la humareda de arena que desprendía desde los neumáticos asomándose por la ventana. El silencio fue testigo de la escena y los edificios deconstruidos además de la escasa naturaleza brindaban un escenario digno de emboscada, ésto último generaba cierta incertidumbre entre los presentes, quiénes se observaban unos con otros a la espera de instrucciones.

Es hora, vamos—Indicaba Alexia mientras proseguía a abrir la puerta trasera del jeep con tal de asegurar el descenso del personal.

Alexia bajó de última dando un corto salto hasta el asfalto donde las correas de su uniforme emitieron un corto sonido como el de un cascabel. Realizó un breve ademán en un movimiento circular de su mano dando una clara indicación al escuadrón, los cuales en cosa de minutos tomaron cobertura en cada extremo de la calle con la intención de asegurar el perímetro.

Un rojo tintineante resplandecía en una pequeña luz intermitente desde un aparato en la oreja de la mujer, como una especie de mensaje. Alexia presionó el aparato escuchando a través de la frecuencia radial que tomaba desde sus líneas.

Perímetro despejado, solicito permiso para avanzar—Sonido de frecuencia—Cambio

Permiso concedido, avancen—Respondió apartando su dedo del aparato para luego gesticular una señal para que el USFU avanzase a la par de ella.

Volver arriba Ir abajo


Las Vegas
Fecha desconocida
Disneyland para los degenerados


El hombre sonrío mirando a su compañera, bueno, compañera tampoco era el nombre apropiado, sino que en este encargo seria su superior, -Creo que soy yo el que trabaja para “ti”, no al revés, aunque, ¿quieres proponerme algo fuera del encargo?, propusó en tono jocoso, casi parecía tomarse a pitorreo todo aquello pero ¿realmente era así?, nada más lejos de la realidad, al menos esa muchacha, la cría que llevaba la operación parecía alguien sensata, con talante y con ciertas facultades, por eso el hombre decidió seguirla a pies juntillas, sin decir nada más, solo caminando tras ella para hacerlo que fuera pidiendo, tenía cierto palpito, era cuanto menos extraño todo aquello, no le parecía mal en absoluto tenía ganas de empezar, se sentía especialmente motivado para la misión dada, seria cuanto menos ”divertido” ver como se fuera desarrollando todo.

“Es muy joven para haber llegado tan alto, ¿Qué capacidades tiene?”, la revisaba con la mirada pero no de forma lasciva o con una intención más sexual sino con interés, era como un canido buscando algún hilo de que tirar, suspirando pues, nada de lo que pasaba por sus ojos parecía darle respuestas ante las preguntas que estuviera formulando, “¿Estrategia militar?¿dotes de mando?”, podían ser facultades apropiadas para un líder sin tener que depender de su cuerpo, claro que todos eran soldados pero no todos podían valer para mandar o tener las cosas claras, seguro que estos factores eran los desencadenantes que había proyectado a la mujer hasta el lugar donde ahora se encontraba, daba muy buenos resultados sino no habría llegado tan lejos, eso le interesaba enormemente a Klaus, una especie de fichaje así del que empaparse para poder aprender más.

Solo tuvo que esperar a la llegada para colocarse cerca, esperando saber si la mujer recibiría luz verde para ponerse a moverse, no tenía claro que tipo de información tendría ella, quizás posiblemente esta estuviera mucho más informada de lo que el mismo Klaus estaría, pero bueno, si tenía suerte y se sentía confiada lo compartiría con los demás, buscaba intentar “ganar  puntos” con ella, no pretendía ser gracioso, ni bueno ni nada asi, solo un soldado eficaz y quizás un apoyo importante en ese encargo, a lo mejor todo aquello llevaría a crear un lazo importante con la mujer ¿Por qué no?, bueno era demasiado pronto para decir eso, quedaba esperar a ver como se desarrollaría el encargo, comprobó sus armas de ponerse en marcha, sacándola de sus fundas para llevarlas en la mano, se sentía especialmente motivado para el encargo.
Emme



Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova Giphy

Firma cambiado por evento de Halloween

Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova 4iMCH5r

<< Narro - Hablo (723EBD)- "Pienso (996633)" >>

Volver arriba Ir abajo

Una vez llegado al punto de encuentro, el escuadrón tomó posición al pie de la cerca que bordeaba lo que parecía ser un enorme y vetusto complejo de apartamentos del cual se tenía conocimiento de la existencia de un centro de operaciones clandestino en su interior. Alexia por su parte, mantenía una postura semi-erguida detrás de una pequeña muralla que daba a la parte frontal del edificio, entre tanto sus manos se acoplaban al mango del subfusil donde la punta del cañón apuntaba hacia el suelo. Conforme detallaba la estructura, la mujer comenzaba a desvariar entre balbuceos en lo que simulaba ser un cálculo.

Es allí, soldado—Dirigía unas palabras hacia el hombre a su lado mientras señalaba con la vista la hilera de ventanas que corrían por el cuarto piso—Tu trabajo el día de hoy será cubrirme y recopilar posibles muestras del laboratorio, ¿fácil, no?

En su afán por mantener todo bajo control, Blackwell daba indicaciones concisas y claras al hombre con tal de cerciorarse que todo marchase al pie de la letra aún si ésta hubiese previsto con anticipación alguna clase de descuido por parte de su colega temporal. Nuevamente presionó el aparato en su oído, dando instrucciones al primer grupo que se ubicaba próximo a la puerta para que procediera. Dicho y hecho, tres hombres se posicionaron a los costados de la entrada donde uno de ellos retiró un dispositivo C4 pegándolo sobre la chapa de la puerta, iniciando la cuenta regresiva.

“3...2...1..   Ejecutar”—Se podía escuchar a través de los micrófonos de todo el equipo, interrumpiéndose luego del ligero estruendo que habría generado el estallido del explosivo—Avancen—Exclamó uno de los hombres—Grupo A1 ingresando a la instalación—Confirmó el cabecilla del primer grupo luego de ingresar al lugar.

Es hora—Exclamaba Alexia nuevamente hacia el castaño mientras jalaba desde la correa de su arma, estribando la culata por sobre su hombro derecho con tal de nivelar el cañón hacia adelante, siguiendo con un paso progresivo tras el grupo.

Ya estando dentro, se topaban de frente con lo que sería un extenso pasillo que daba paso a unas escaleras en forma de caracol hacia los niveles superiores. El lugar carecía de limpieza y mantención, por lo que no era de extrañarse como la pintura de las paredes parecía descascararse hacia afuera mientras que las baldosas aparentaban estar más bien pulidas en moho.

Despejado—Se volvió a escuchar a través de los micrófonos, aparentemente desde el primer grupo que habría avanzado hasta el segundo piso.

Avanza, yo te cubro—Finalizaba Alexia, instruyendo al sujeto como desafiándolo a dar el primer paso, estando a la expectativa de su reacción.

Volver arriba Ir abajo


Las Vegas
Fecha desconocida
Disneyland para los degenerados


La situación no dejaba de ser una incursión en una instalaciones desconocidas, ¿Cuánta serie de misiones había perpetrado con el mismo modo?, no era ni de lejos ni la primera ni la última, podía sentirse incluso un poco más viejo en semejante encargo, incluso hastiado pues el deber era así, tenía que tener cuidado y no bajar la guardia, sujetos escondidos en cualquier habitáculo o un mero despiste podía constarle la vida en cuestiones de segundos, era más que consciente de ello pero ¿eso importaba?, a fin de cuentas el hombre era más que consciente que era un peón reemplazable dentro de aquella enorme organización, si moría o fallaba, Dios no quisiera seria quitado “del medio”, con un tiro en la frente y a otra cosa, eso no le inspiraba miedo sino más bien insuflaba cierta entereza o fortaleza en el joven,  los métodos podían ser cuestionables pero, hoy día lo único importante, los resultados, entonces poco más podía aportar.

Vio la orden de la mujer y sonrío de forma larga, dedicándole semejante acto hacia ella para llevar el cañón de su pistola, por un lateral dándole un beso, como si fuera una manía, llevándosela luego a la frente, casi parecía santiguarse o algo así, raro cuanto menos pues no dejaba de ser una de tantas manías del sudado luego susurro algo, ¿podría oírsele?, bueno eso no podría haberlo jurado ya que bueno, fue bastante disimulado,-Valor y suerte para cada uno de los comandantes,  musitó para moverse, era un movimiento limpio, encorvado portando cada una de sus pistolas en sus manos, revisando cada zona por la que pasaba con una presteza y agilidad sobresaliente, usaba sus pies como el mejor de los boxeadores, no dando zanjadas largas sino cortas, emulando pasos de baile que estudia cada sombra proyectada, era metódico calmado como si entrara en una especie de trance al realizar semejante acción, era la adrenalina moviéndose por su torrente sanguíneo como si no hubiera nada mas, podía sentir el aroma, las luces y sombras del sitio y como todo iba produciéndose en una cámara lenta creada en su mente, quizás por los movimientos que realizaba era como si, en ese estado solo estuviera él y el entorno, desapareciendo todo lo demás, era raro y especial, al menos para el agente.
Emme



Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova Giphy

Firma cambiado por evento de Halloween

Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova 4iMCH5r

<< Narro - Hablo (723EBD)- "Pienso (996633)" >>

Volver arriba Ir abajo

Piso 4, Laboratorio clandestino.

Un hedor pútrido y malsano despedía a través de las rejillas de ventilación como si se tratase de una brisa sulfúrica que parecía de alguna manera quemar las fosas nasales de los hombres allí, quienes apenas podían tolerar el olor.  Instintivamente, todo el equipo recubrió su rostro con una mascarilla de gas ante el miedo de exponerse a alguna clase de químico que pudiese perjudicarlos más adelante.

Alexia esperando a que el pelirrojo la siguiese, avanzó manteniendo cierta cautela hasta un costado de la entrada donde se ubicó de perfil a ésta, fijando su atención en la puerta metálica. Su mano hizo un corto movimiento circular luego de indicar en dirección a la puerta para que uno de los sujetos se aproximase. Nuevamente se inició una cuenta regresiva, la cual al llegar a su punto culmine dió paso a una especie de aparato cilíndrico que rodó hacia el interior del cuarto, dejando una estela de humo en su trayecto, además de ir acompañado por una granada aturdidora que desencadenaría el pánico de las personas en la habitación quienes cegados por el destello de luz, intentaban de una u otra forma escabullirse en los rincones pero sin éxito.

De un momento a otro, los soldados avanzaron cubriendo cada extremo de la habitación, forzando a las personas a permanecer tendidas sobre el suelo mientras el cañón de sus armas simulaban acariciar la nuca de cada uno.

Perímetro asegurado—Se escuchaba a través de una de las radios mientras la comandante de unidad se paseaba entre los bultos reunidos al centro del cuarto, observando cada uno de los rostros, los cuales en su mayoría palidecian bajo el yugo de su arma.

Se detuvo un instante mientras comenzaba a arremangarse las mangas de su camiseta como si buscase comodidad, sin desprender su vista de aquellas personas.

Registren el lugar—Se detuvo a observar el rostro de uno de los científicos, sonriendo al ver su expresión—Por completo.

Volver arriba Ir abajo


Las Vegas
Fecha desconocida
Disneyland para los degenerados


Todo parecía bien, despejado sin mucho que ver quitando a un grupo de científicos que estaban en la zona, las órdenes dadas por la chica palo estaban más que claras pero, ¿qué carajos estaban buscando?, no tenía la mas pajolera idea solo se basaba en las órdenes dadas por la fémina y en cumplir lo que decía, era como un mero espectador cumpliendo aquella ristra de órdenes, no se sentía especialmente motivado con aquella, todo estaba en demasiada calma como si, algo dentro del mismo muchacho no estuviera bien, no cuadraba demasiado, era una sensación rara y desconcertante, a lo mejor era por él, esta clase de encargos ya había asumido que solían salir como uno deseaba, giró la cabeza mirando a la mujer para esperar una respuesta tras formular claro su pregunta, ¿era apropiado?, seguramente no pero Klaus siempre se tomaba esta clase de libertades.

-¿Que estamos buscando?, preguntó con descaro esbozando nuevamente una de esas putas sonrisas, eran tan típico en él, seguramente más de una vez mucha gente se debió quedar con las ganas de partirle esa cara de flipado que se gastaba el agente pero bueno, habría merecido totalmente la pena. El chico espero para ver que seguía después de eso, estaba rebuscando como se le ordeno sin saber que buscar, quizás intentado tener cuidado por si daba con algo realmente valioso, ¿allí?, bueno seguramente no sacara una maldita mierda pero por intentarlo, además, las órdenes eran esas si no le gustaba podría irse a tomar por culo en vuelo rápido.

-¿No eres muy joven para ese cargo?, replico cuando la mujer estaba cerca casi como un susurro, no era una provocación ni mucho menos sino más bien una duda, era difícil encontrar a gente tan joven en Umbrella con un cargo militar tan alto, era como una especificación por eso la muestra de interés del hombre referente a todo aquello, a lo mejor simplemente estaba ligoteando con ella o buscando un punto de interacción con la misma, "caerle bien" para ver qué ventajas podría sacar o que intereses movían a la chica flaquita, sin duda era alguien hermosa ante los ojos de maniático Klaus pero, siempre podía haber tiempo para el placer tras uhm, el deber ¿no?

-Creo que no hay nada interesante, comentó siguiendo con su tarea, esperando claro que la fémina diera nueva orden o respondiera a lo planteado por el muchacho, aún era pronto para saber qué diablos hacia allí, a fin de cuentas la información mas sensible y jugosa la tenía la comandante, como era normal.
Emme



Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova Giphy

Firma cambiado por evento de Halloween

Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova 4iMCH5r

<< Narro - Hablo (723EBD)- "Pienso (996633)" >>

Volver arriba Ir abajo

El miembro 'Klaus Rostova' ha efectuado la acción siguiente: Lanzada de dados


'¿Qué hay ahí?' :
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova V9pnalj
Resultados :
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova K1cd48e



We are Enjoy the Silence 4.0:
Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova 4iMCH5r
Nueve años matando zombies... Y no nos cansamos. ¡GRACIAS A TODOS!

Volver arriba Ir abajo

El sitio en sí se había convertido en un chiquero entre el latente hedor nauseabundo que parecía impregnado en las paredes y la pila de objetos y estanterías que estarían regadas por el suelo luego de la “minuciosa” inspección por parte del personal que carecía de cualquier clase de tacto a la hora de cumplir su labor.

Alexia daba pasos en falso por sobre los libros tirados mientras iba apartando uno que otro objeto con sus pies, abriéndose camino hacia el olor que parecía intacto ante el olfato de cualquiera. Una vez allí se detuvo al pie de lo que parecía ser la entrada a un cuarto improvisado, recubierto por nailon donde la peste se intensificaba aún más.

Quizás debas ver ésto primero—Acotaba mientras tomaba la tela del nailon, jalándola hacia un costado con tal de apartarla para asegurar un mejor plano de lo que habría en su interior.

Dentro se podría apreciar a por lo menos tres niños, sus cuerpos yacían inmóviles e inanimados al interior de una tina mientras que sus ojos parecían desorbitados hacia cualquier lugar donde el paso del tiempo parecía no haber ajusticiado el descanso eterno que éstos merecían.

Verá, teníamos información acerca de unos aparentes experimentos clandestinos realizados fuera de las instalaciones y por lo que veo..—Pausaba observando a los menores— Era cierto.

Blackwell parecía ignorar las preguntas del hombre viendo como la curiosidad de éste respecto a quien era ella y el por qué de la misión parecía alimentarse mediante pasaban los minutos, y los momentos para una charla casual se vieron cortados casi de cuajo. Era normal ver esa clase de comportamiento y reacciones en aquella mujer debido al profesionalismo y el rigor del cual se jactaba mantener en momentos como ese.

¿Ve esas marcas?—Señalaba uno de los brazos de los niños que pendía al borde de la tina—Revíselas y vea si puede recopilar muestras del lugar, después venga conmigo.

Volver arriba Ir abajo


Las Vegas
Fecha desconocida
Disneyland para los degenerados


-Menuda mierda.

Reconoció el agente yendo con la mujer, observando como aquellos cabrones habían hecho pruebas con los críos, eso bueno, le sentaba como una patada en los santos cojones, pero bueno, ¿Qué podía decir o hacer?, nada, absolutamente nada, ¿creéis que Umbrella era distinta? ¿Mejor?, para nada este mundo es totalmente oscuro y peligroso, no ser así, ser bueno o buena conllevaba morir por un despiste o por un fallo, era bastante problemático todo, al menos ese era el pensar del hombre que decidió hacerle caso, no tenía ni experiencia cercana con el tema de la medicina ni las pruebas, encontrar datos en aquellas circunstancia era complicado, no era forense ni especialista solo uh, un soldado de fortuna que había sido captado por la compañía, una oportunidad mejor para matar, un asesino con visado que pudiera moverse por donde la organización deseara, era cuanto menos peligroso.

-Entonces es…saber que cojones ha pasado aquí, sacar la información y eliminar el resto, explicó resumiendo cual era el proceder en estos casos, todo le parecía tan sucio y vomitivo que no sabía cómo acabaría aquella mierda, no era la primera vez que venía muertos, gente asesinada, drogada o mutilada, a fin de cuentas era un soldado, gente reventada por bombas y ciertos atentados terroristas,  era desagradable hasta el punto que prácticamente causaba una reacción en el cuerpo, sudores fríos, pesadillas, etapas de insomnio, bueno, era una serie de cosas que solían  pasar en estos casos, ya había superado esta especie  de trance o etapa, aunque desconocía a ciencia cierta en que podría ayudarle a la mujer, era más de dar tiros o eliminaciones que algo más elaborado.

Miraba la escena y revisaba los brazos de los críos donde les habían insuflado aquella especie de sustancia, no tenía ni idea que clase de pruebas, -No tengo ni idea de que cojones paso aquí o qué diablos les estaban inyectando, aunque parece que la cosa no salió demasiado bien, comentó para dar un suspiro, quizás en el mezclado sanguíneo que ahí estaba tuviera más información por lo que se movió hasta allí para coger varios viales, acercándoselos a la mujer en pos de saber si esto podría explicar que estaba haciendo, es más, venían “etiquetas” con unas palabras sumamente técnicas que Klaus obvio, simplemente después de esto camino tras ella, algo frustrado por no tener claro que tendría que hacer, pareciéndole todo aquello una pérdida de tiempo al no poder meterle una bala en la cabeza a aquellos cuatro ojos.
Emme



Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova Giphy

Firma cambiado por evento de Halloween

Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova 4iMCH5r

<< Narro - Hablo (723EBD)- "Pienso (996633)" >>

Volver arriba Ir abajo

Observándolo, Blackwell compadecía de cierta forma a aquel hombre que intrigado por su causa, parecía divagar para sí mismo entre ideas mientras la duda e incertidumbre iban consumiendolo poco a poco. Percibía en él cierto juicio perdido, vanamente nublado por las malas costumbres que probablemente concibió desde sus inicios dentro de su unidad, lo que generaba cierta desconfianza por parte de la comandante hacia el USFU. Antes de que ésta pudiese dirigirle la palabra al hombre a su lado, uno de los soldados interrumpió dicho intento para informar acerca de la situación actual en la que se encontraban luego de la exhaustiva revisión llevada a cabo dentro de las instalaciones.

Comandante Blackwell, ya registramos el lugar por completo y rescatamos en lo posible material que está confirmado, fue extraído desde el laboratorio central de Umbrella—Comentaba uno de los soldados hacia la mujer, teniendo al USFU a un costado.

Perfecto—Pausaba mirando de reojo al personal científico que se encontraba a unos pocos metros de ella, postrados de rodillas sobre el suelo—¿No han dicho nada aún?

No, comandante.. al parecer se rehúsan a hablar respecto a sus intenciones para con los experimentos—Respondía el soldado.

Ya veo..—Murmuraba mientras acariciaba su mentón, mirando de reojo al pelirrojo a su lado—Usted, venga conmigo—Terminaba, avanzando hacia las personas en el centro, esperando que el agente la siguiese.

El sosiego que brindaba aquel escenario era desconcertante, tanta tranquilidad podía de cierta manera perturbar a quien aguardase la aparición del lobo mientras el rebaño aún yacía fresco y expuesto ante las garras ajenas, de modo que cualquier sonido externo tendía a generar cierto estado de alerta en los soldados que resguardaban las entradas y ventanas de la habitación. Un simple “chiflido” bastó para venir acompañado de un fuerte estruendo como si se tratase de un saco de arena cayendo sobre la madera, reflejándose en medida de lo que acontecía, el cuerpo sin vida de uno de los soldados tumbado al pie de la ventana, que reventada, habría esparcido sus trozos por doquier.

¡Todos al suelo!—Gritó uno de los soldados, mientras se acoplaba a un costado de la pared que daba al pasillo principal—¡Cubranse!—.

Fue entonces donde el pelirrojo si decidía moverse, podía distinguir tras una columna que daba al pasillo próximo a las escaleras, una silueta masculina de aproximadamente 1,84 m que aguardaba tembloroso tras la estructura, como a la espera de algo. Alexia por otro lado, movilizó al resto de personas al interior del cuarto hacia una de las esquinas con tal de evitar un posible escape por parte de los científicos que ante el encuentro fortuito, habían dejado de estar bajo el yugo de los soldados.
 

Volver arriba Ir abajo


Las Vegas
Fecha desconocida
Disneyland para los degenerados


El hombre se guiaba por lo que hacía su comandante, había estado en decenas de misiones, todas distintas y variadas, era un soldado más o menos experimentado para su corta edad, quizás sus fragilidad mental era lo que le convertía en una bomba de relojería,  ¿tendría algún problema con aquello?, no le gustaba que le vacilaran o que lo intentaran engañar cosa que chocaba muy mucho con su propia personalidad, alguien arrollador, bastante irónico y con un humor negro que lo definía, sin embargo ahora no podía hacer uso de estas “galas” no cuando  estaba de misión y tenía que responder ante la “chica palo”, era cuanto menos raro pues aquella muchacha, para el joven soldado parecía tener metido un palo por un mal sitio, demasiado estirada en ciertos aspectos, posiblemente porque, como todos estaba sometida a muchísima presión, un mero fallo y sus cabezas colgarían de la picas más altas del castillo de Umbrella, obviamente esto era un símil, una comparativo en menor o mayor grado de lo que podía representar un fracaso como este, ahora todo quedaba por ver como seria llevado a cabo.

-Posiblemente necesite que “les suelte” la lengua, soy una persona con carisma, seguramente pueda uhm, hacer que hablen, soy bastante bueno escuchando ¿sabes?, comentó con cierta sorna. Se mantenía en su sitio escuchando y moviéndose con su compañera, no sabía cómo podía salir las cosas aunque estaba en tensión, ¿se le notaba?, para nada, parecía como si aquello no fuera con él, seguramente de darle la aprobación su jefa le sacaría la información a aquellas personas con una soltura envidiable, a lo largo de su corta vida había pasado mucho tiempo con las personas, estudiando sus miedos, su forma de vivir y la aplicación del dolor en ellos, casi podía considerarse un virtuoso a la hora de implementar dolor en sus víctimas.

La voz de su compañera lo saco de sus pensamientos, era una bomba, se colocó con una rapidez exquisita para salir de la zona de impacto, ¿Qué diablos había pasado?, no lo entendía de todo pero al parecer había tirado una granada, se mantuvo en su sitio desenfundado sus armas, solo agarrando la empuñadura, a la espera de saber que cojones había pasado, -¿estáis todos bien?, pregunto tras el desenlace actual, parecía haber detonado un explosivo pero desconocía la proximidad y quien podría verse afectado, la adrenalina se le disparo mientras observaba la escena, estaba realmente alerta ante lo que diablos estuviera por venir.
Emme



Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova Giphy

Firma cambiado por evento de Halloween

Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova 4iMCH5r

<< Narro - Hablo (723EBD)- "Pienso (996633)" >>

Volver arriba Ir abajo

El humeante cañón de un subfusil terminó por silenciar y acabar contra todo pronóstico respecto al intruso que en un intento por abalanzarse sobre uno de los soldados, terminó cayendo al suelo, despojado de toda pizca de vida que en éste hubiese. La reacción de la mujer ante ésta escena era algo inquietante, viéndose la forma frívola y desinteresada en la que ella parecía comparar el cuerpo sin vida del hombre con el de un animal muerto al momento de patearlo hacia un costado del pasillo con tal de verificar la identidad del sujeto. Inexpresiva, Alexia observó detenidamente los rasgos de aquel hombre entre mezclados entre polvo y sangre, desconociendo casi por completo el origen de éste.

El cañón del subfusil de la mujer se recargó sobre la mejilla del hombre, volteándola hacia un lado dando una mejor vista de lo que sería su rostro pero sin resultados, simplemente se apartó, ésta vez volteando hacia el soldado de su unidad que se encontraba tendido ya hacía minutos sin vida sobre la madera, lo que provocó cierta molestia ante el “pequeño” error que habría desencadenado la pérdida de uno de los hombres bajo su mando, viéndose a sí misma como responsable de ello.

Se acercó hasta el sitio donde se encontraba el pelirrojo junto a los científicos, hincándose al pie de éstos mientras repasaba su mano sobre su propia frente casi como si estuviese replanteándose una a una sus ideas en medio de la ansiedad que sentía por la situación, hasta que en un punto su atención se vió centrada nuevamente en el USFU, cambiando casi por completo la expresión en su rostro, mostrándole una sonrisa forzada que carecía de toda clase de humor natural.

¿Quieres entretenerte? Adelante, si no hablan vuélales la cabeza—Pausaba—Al fin y al cabo, para Umbrella ya están muertos y debemos limpiar el lugar.

Cerraba la idea mientras retiraba el cigarrillo que antes el mismo pelirrojo le habría regalado, apretándolo entre sus labios con la intención de encenderlo para alivianar su ansiedad, debido al riesgo que ésto podría significar para el curso de la misión.

¿Tienes fuego, no?—Le hablaba al USFU esperando que éste correspondiese a su petición.

Volver arriba Ir abajo


Las Vegas
Fecha desconocida
Disneyland para los degenerados


El hombre miro a la mujer y afirmo, miro el lugar para luego dedicarles una larga y tétrica sonrisa a los presentes, encontró lo que parecía un pequeño tanque de gasolina y unos trapos, ni siquiera tuvo que buscar en exceso pues, en la mayoría de las cosas que deseaba las había visto con anterioridad entrando en el sitio pero ¿para qué carajos quería algo así?, bueno, a veces no se necesitaba muchas cosas para hacerle hablar a alguien, solo había que apretarle en el punto concreto para general una respuesta clara, eso pensaba el chico que agarro a uno de los presentes, atándolo a la silla mientras que el hombre forcejeaba, sin éxito claro al ver como varias personas se le echaban encima mientras que lo atacan con suma claridad, -Seguro se muestra mucho más colaborativo, este quizás no por ser el primero, explicó el hombre para negar con la cabeza, -Los primeros suelen ser más “tímidos”, ya sabes, hacerse los duros o no traicionar a nadie, comentó con claridad para contemplar la escena, alejándose un poco de donde estaba, solo unos pasos para ver cuán atado e inmovilizado estaba.

-Perfecto vamos pues, exclamó mojando uno de los trapos en gasolina de modo y manera que luego le atara dicha tela a la boca del hombre, casi como si fuera una mordaza el hombre filtraría ese líquido por su boca, de modo y manera que la gasolina calara en su organismo, ¿Qué efectos produciría?, bueno, en primera instancia ahogo por costarle respirar mientras que luego, los ojos se le ancharían y se le podrían rojos hasta el punto que parecieran que iba a reventarles, -Cuando estés más colaborativo solo uh, asiente con la cabeza, sentencio el hombre para guiarse hacia su comandante, asintiendo a las palabras lanzadas por la misma.

-Si si tengo toma, se lo paso dedicándole una amable sonrisa, quizás el primero que hablara recibiría como premio una muerte “piadosa” en indolora, quizás no pero bueno, a fin de cuentas el soldado usaría los métodos necesarios para obtener la información que quería, de un modo u otro haría lo necesario para obtener lo que había venido a buscar, aunque tuviera que reducir a cada uno de los presentes a cenizas.

-¿Crees que aguantaran mucho sin hablar?, le preguntó a la mujer de forma jocosa, casi tranquila, le gustaba en parte las apuestas y los juegos, era bastante enrevesado y quizás buscara, aunque suene feo manipular a la mujer que tenía delante.
Emme



Resumen:
Klaus busca interrogar a los hombres para luego, tras empezar con su juego pasarle el mechero a Alexia


Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova Giphy

Firma cambiado por evento de Halloween

Disneyland para los degenerados | Klaus Rostova 4iMCH5r

<< Narro - Hablo (723EBD)- "Pienso (996633)" >>

Volver arriba Ir abajo

La extraña práctica adquirida por el hombre no le era indiferente ni mucho menos desconocida ante los ojos de la comandante, quien ante aquella escena, sintió un vivo escalofrío transformado en un fuerte estremecimiento, como si la agonía de aquel hombre le hubiese devuelto un recuerdo de memorias pasadas. Ensimismada, su cuerpo se paralizaba mientras que su mente parecía estar dando vueltas en un lugar fuera de esas cuatro paredes, en donde la voz chocante del USFU en un eco, que luego pasó a ser un sonido más grave en sus oídos, despejó de alguna manera la bruma que opacaba las ideas de la mujer, despertándola del trance.

Sacudió un poco su cabeza mientras recibió el mechero en su mano para luego encender el cigarrillo que aún reposaba entre sus labios. Una o dos caladas bastaron para que el tabaco comenzase a consumirse de a poco, en tanto la mujer se desplazaba en círculos alrededor de un punto fijo, exhalando una que otra bocanada de humo desde su boca, impregnando el ambiente del olor nauseabundo de la nicotina. De fondo, se podían escuchar los quejidos del hombre, quien asfixiado por el hedor y el líquido carburante, comenzaba a retorcerse sobre el asiento en un intento por zafarse o tal vez, un pedido de misericordia hacia el cabecilla de la operación, quien no tardaría en acercarse a él.

Alexia se paró firmemente frente al hombre atado, retirando lentamente el cigarrillo en su boca para luego acercar su rostro perfilado hacia el suyo como si le diese la oportunidad de murmurarle algo al oído, acción que más que atención, parecía una especie de burla hacia el científico, a quien como acto instintivo, le retirarían el paño del rostro para que pudiese hablar.

¿Ya estás de ánimos para hablar? Vamos, dilo aquí—Comentaba con una aparente sonrisa en el rostro mientras que con su dedo indicaba su oído, esperando que hablase.

T-Todo fue idea de Johanna, ella nos dijo que ustedes se desharían de nosotros y que nuestro potencial no podría perderse y yo.. yo—Siendo interrumpido, traspicandose con su propia saliva.

Shh, shh…—Interrumpe al hombre en medio de su respuesta, apoyando dos de sus dedos por encima de sus labios, dejándolo confundido—Está bien, está bien..—Parecía apaciguar al hombre ante su temor—Umbrella agradece su colaboración y sus años de servicio, Doctor—Continuó con cierto tono frívolo mientras le daba una mirada a Klaus en una señal como dándole luz verde—Terminalo.

Espere… espere, ¡No, noo!—Gritó.

La comandante se apartaba del sujeto, notando como éste era silenciado y dejado a la suerte de lo que el USFU decidiese hacer, en tanto la mujer alzaba un poco la voz, con tal de llamar la atención de las personas restantes en el sitio.

Quien sea Johanna, un paso al frente—Exclamó.

Volver arriba Ir abajo


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.