• Welcome
  • Basic
  • Extra!

Estás solo, todo está destruído, la muerte quiere cazarte. Has sobrevivido al fin y eso no es todo: esta guerra sigue en pie, pues el fin supone un nuevo principio, uno más tormentoso donde tendrás que demostrar lo que vales. ¿Crees poder sobrevivir?, si no... Abandonad toda esperanza aquellos que os adentráis en este nuevo, virulento y destrozado lugar.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Cronología de La Reina Roja
Troublemakers [Keith Hansen] EmptyHoy a las 23:14 por Red Queen

» ₪ CENSO DE ACTIVIDAD - FINALIZADO
Troublemakers [Keith Hansen] EmptyHoy a las 23:02 por K-Mart

» El papá de Aiden {0/1}
Troublemakers [Keith Hansen] EmptyHoy a las 22:40 por Sage A. Kramer

» Tú decides [Libre]
Troublemakers [Keith Hansen] EmptyHoy a las 22:39 por Sage A. Kramer

» Apunta que se me olvida [Cronología]
Troublemakers [Keith Hansen] EmptyHoy a las 22:24 por Zasha Stolzfus

» Archivos {WQ}
Troublemakers [Keith Hansen] EmptyHoy a las 22:21 por White Queen

» Perdido y atrapado (Priv. Ryder)
Troublemakers [Keith Hansen] EmptyHoy a las 21:58 por Agent 4.0

» Hija y aliada [1/2]
Troublemakers [Keith Hansen] EmptyHoy a las 21:56 por Eldritch Ashcroft

» ₪ Mercado negro
Troublemakers [Keith Hansen] EmptyHoy a las 21:35 por Jerry Lee

» ¡Excelsior! ϟ Ryder's Gallery
Troublemakers [Keith Hansen] EmptyHoy a las 21:20 por Ryder

¿Quién está en línea?
En total hay 18 usuarios en línea: 3 Registrados, 0 Ocultos y 15 Invitados

K-Mart, Keith Hansen, Thea Grayson

[ Ver toda la lista ]


Élite
Hermanos
Troublemakers [Keith Hansen] BfaHM5eTroublemakers [Keith Hansen] TT9KvUfTroublemakers [Keith Hansen] Gubwrm5Troublemakers [Keith Hansen] Gubwrm5
Directorios
Troublemakers [Keith Hansen] NgodK5u

Troublemakers [Keith Hansen]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Troublemakers [Keith Hansen] Empty Troublemakers [Keith Hansen]

Mensaje por Amelia Cooper el Sáb 25 Ene 2020, 01:00

Amelia solía salir de la base varias veces al mes con tal de encontrar cosas por su cuenta, despejarse de la base... cualquier cosa. Al principio no se fiaban mucho de que pudiera ir sola pero con su expediente se veía que era más que capaz de defenderse sola. — ¿Vamos a tener que hacer esto cada vez? — Cogió el bolígrafo y firmó en la hoja, aceptando el riesgo de salir por su cuenta, añadiendo una fecha de regreso orientativa. Para desplazarse siempre pedía el mismo turismo, el más normalito que había en la base, algo que no destacara si algún superviviente lo veía pero lo suficiente para llevar todo lo que pudiera encontrar. Había hecho viajes realmente útiles, desde armas hasta medicinas, todo por probar que se merece su sitio entre los muros de la base.

Esta vez no tenía como objetivo ninguna comisaría ni hospital, esta vez quería ir a uno de los hoteles más grandes que había visto por las proximidades. A saber lo que podía haber ahí dentro, los grandes hoteles tenían de todo, desde sala de seguridad con posibles armas hasta pequeñas enfermerías para tratar nimiedades en el mismo sitio sin necesidad de ir al hospital por un corte de nada y cosas así. Pero todo eran suposiciones hasta que lo viera con sus propios ojos. Igual que podía encontrar muchas cosas el riesgo era bien alto, los hoteles habían sido la tumba de muchas personas.

Sorprendentemente el hotel estaba muy tranquilo, tanto que Amelia se permitió subir hasta las suites para ver en qué condiciones estaban las habitaciones más caras, a ver si algún rico excéntrico se había dejado algo útil... Abrió la puerta de la suite más cara de todas, tan cara que tenía un salón y tenía dos alturas, como un duplex, una suite... duplex. — Me cago en la leche — Una enorme lámpara de techo colgaba del centro del salón y los ventanales ofrecían unas vistas envidiables. Amelia se perdió por un momento en las vistas, acercándose hacia la ventana y pasando las manos por un piano lleno de polvo. Había que apreciar estas cosas... Hasta que un olor horrible le llegó a la nariz seguido de un sonido que ya había escuchado alguna vez, un siseo, propio de una lengua... Amelia alzó la vista, más allá de la lámpara, colgando del techo descansaba un licker, esperando a su presa. Se echó a un lado justo a tiempo, esquivando por los pelos el salto de la bestia, que mostró su lengua y la lanzó agarrando a la chica por el tobillo. Amelia soltó un grito de dolor, la presión era horrible y la bestia trataba de tirar de ella para atraparla en sus fauces. Se agarró como pudo a las patas del piano, ¿cómo se había ido todo de madre tan rápido?


Troublemakers [Keith Hansen] Tumblr_inline_osycl9tUhe1t284ng_540

Amelia Cooper

Amelia Cooper
Policías

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.