• Welcome
  • Basic
  • Extra!

Estás solo, todo está destruído, la muerte quiere cazarte. Has sobrevivido al fin y eso no es todo: esta guerra sigue en pie, pues el fin supone un nuevo principio, uno más tormentoso donde tendrás que demostrar lo que vales. ¿Crees poder sobrevivir?, si no... Abandonad toda esperanza aquellos que os adentráis en este nuevo, virulento y destrozado lugar.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

¿Quién está en línea?
En total hay 12 usuarios en línea: 2 Registrados, 0 Ocultos y 10 Invitados :: 1 Motor de búsqueda

Drake Ackerman, Samantha C. Murray

[ Ver toda la lista ]


Élite
Magic WordsTime Of HeroesExpectro Patronum
Hermanos
Las últimas Navidades [Travis - FB] BfaHM5eLas últimas Navidades [Travis - FB] TT9KvUfLas últimas Navidades [Travis - FB] Gubwrm5Las últimas Navidades [Travis - FB] Gubwrm5
Directorios
Las últimas Navidades [Travis - FB] NgodK5u

Las últimas Navidades [Travis - FB]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Las últimas Navidades [Travis - FB] Empty Las últimas Navidades [Travis - FB]

Mensaje por Taron Travis el Vie 05 Jul 2019, 20:01

24 de Diciembre, 2011
19:10 | Nochebuena | Mansión Travis, NY

Llegaba tarde, algo que dudosamente sorprendería a los Travis porque ya era costumbre tratándose de Taron y todavía más considerando las circunstancias de aquel viaje.

Los vuelos hacia Nueva York durante las épocas navideñas siempre eran un caos y para cuando logró confirmar que podría viajar todos los vuelos habían alcanzado cifras astronómicas pero su madre, como siempre, insistió hasta convencerle de que le dejara pagarle el billete aquel año. No estaba seguro de que su padre estuviera al corriente de aquello pero probablemente no importaba demasiado, dinero tenían de sobra... otra cosa distinta era que le gustara sentir que necesitaba "mendigarles".

Mamá... Bendita seas — masculló en cuanto vio a un taxista con un letrero que rezaba su nombre justo fuera de la terminal del aeropuerto. Para entonces ya le dolía el trasero y las piernas de tantas horas de vuelo, por no hablar del jetlag, pero intentó aprovechar el trayecto en coche para beber un café bien cargado que le despejara la cabeza. Era la hora de cenar pasada pero para su reloj biológico se trataría del desayuno.

Cuando el taxi se detuvo frente a la gran mansión el conductor pareció sorprendido, quizá impresionado, y después de felicitarse las fiestas Taron cargó una gran bolsa deportiva en su hombro y varias bolsas en las manos que contenían paquetes pobremente envueltos.

Abrió sin problema tanto la verja exterior como la puerta principal, todavía disponía de sus propias llaves aunque las empleara tan pocas veces al año, y ya en el recibidor dejó caer todos los bártulos al suelo con cierto estrépito — ¡Ya he llegado...! — anunció estirando el cuello en dirección al salón pero dudando si el resto de la familia estarían ahí o en la cocina, de la que provenía la típica música navideña que tantos odiaban.

Al final optó por esa segunda opción, convencido de que esos villancicos tendrían que ver con su madre, desprendiéndose de la bufanda y el abrigo de camino hacia el lugar, que no tardó en "hechizarle" con el aroma de comida recién horneada.


Spoiler:
Las últimas Navidades [Travis - FB] Christmaskitchen-8-of-12

Las últimas Navidades [Travis - FB] A-very-merry-farmhouse-christmas-kitchen-worthing-court-island-decor-768x806



Volver arriba Ir abajo

Las últimas Navidades [Travis - FB] Empty Re: Las últimas Navidades [Travis - FB]

Mensaje por Neve Travis el Vie 05 Jul 2019, 21:20

Aún estamos a tiempo de marcharnos... Mi padre se enfadará y me obligará a quedarme, yo... — Neve hablaba tan rápido que igual nadie habría entendido lo que estaba diciendo, pero para Zane no, él estaba muy acostumbrado a ella. Se limitó a sujetar su rostro y besar la frente de la que era su prometida desde hacía menos de un mes.

Tú misma me dijiste que pese a todo los echabas de menos y me hace ilusión conocer a tu familia, me gustaría charlar con tu padre y... — Neve sujetó sus manos. — No, no, no... Zane prometeme que no le dirás nada. Mis padres no son como los tuyos, ellos... — el muchacho negó lentamente. — Me has hablado mucho de ellos, siento incluso que los conozco de toda la vida... Y tranquila, sé que no son como mi madre, nada de porros y la guitarra se queda en la furgo... — Zane hizo una mueca negando rápidamente a lo que Neve empezó a reirse. — Me encantan las navidades con tu madre — él empezó a asentir sarcasticamente. — Oh sí, porque no hay nada más navideño que Bon Jovi, una pizza del congelador y brownies de maría... — seguía asientiendo y Neve riéndose hasta que se detuvo al ver algo en la lejanía. Era Taron entrando en la enorme casa de los Travis. De pronto quiso darse la vuelta, pero Zane sujetó su mano con fuerza.

Vamos, en Terra Save no eres tan echada para atrás... ¿eh? — Neve no prestó atención a nada más, solo se fijaba en como Taron entraba en la casa, con nerviosismo esperando que no se girase. ¿Y que si se giraba? Dentro de cinco minutos tendría que reunirse con todos ellos y sus pies comenzaban a caminar más despacio y de forma forzada. Zane que la sujetaba por la cintura prácticamente la llevaba arrastras. Al llegar a la puerta, Zane tocó el timbre y Neve se giró un par de veces, con intención de salir corriendo.

Buenas, esperamos que no sea una molestia llegar sin avisar — Zane sonrió ampliamente y Neve simplemente dedicó una mirada extraña, intentó sonreir, pero no pudo. — Hemos traido unas galletas caseras que Neve ha hecho — Zane alzó el plato y ella de verdad pensó que no sería tan malo salir corriendo sin decir nada. Pues no era la primera vez que lo hacía.

Zane:
Podeis manejar al personaje de Zane sin ningún problema. Es el típico bonachón, pacifista, animalista, hippie... Ha sido él quien ha insistido y convencido a Neve de ir en Navidad a casa. Él quiere conocer a su familia y que ella retome la relación con ellos, porque cree que la familia es muy importante.

Pese a los estereotipos es un chaval educado, amable y muy respetuoso con otras ideas.

Es cuatro años mayor que Neve.

Las últimas Navidades [Travis - FB] 51d3a7eabcc5e0e7fe4816a17e058a05

Volver arriba Ir abajo

Las últimas Navidades [Travis - FB] Empty Re: Las últimas Navidades [Travis - FB]

Mensaje por Blake Travis el Sáb 06 Jul 2019, 12:40


Las últimas Navidades Travis

24 de Diciembre, 2011
19:10—Nochebuena—Mansión Travis, NY




❝Otras cosas nos cambian, pero empezamos y terminamos con la familia❞
—Anthony Bran

Blake esperaba ansiosa aquella fecha. Las navidades siempre habían sido su festividad favorita y una tradición Travis. Su madre horneaba galletas mientras que su padre se empecinaba siempre en decorar el mismo la mansión con luces aun si luego los empleados debían de ayudarle. Era una época mágica para ella desde pequeña.  

Siempre se respiraba aquel espíritu navideño en la mansión y por unos días la calma inundaba a la familia. Podían dejar las diferencias a un lado y disfrutar de las fiestas como cuando eran niños. Blake termino de alistarse mientras envolvía algunos presentes y colgaba una llamada con su novio. Lo cierto era que su vida estaba poco a poco retornando a la normalidad luego que convenciera a sus padres que no necesitaba guardaespaldas, una medida que su padre tomó inmediatamente luego de su secuestro 2 años antes. Había requerido de terapia y por un tiempo la rubia se había alejado de todos y solo concentrado en sus estudios. De a poco las cosas parecían retornar a la normalidad para ella. Bueno, no todas. Su relación con Neve no había mejorado sino que era más distante, sobre todo desde que la última dejara la casa. Parecía que cada vez eran más ajenas, como si fuesen dos desconocidas. Blake apenas sabía algo de la vida de Neve. Tal vez era su culpa por no haber intentado llegar a ella, pero B odiaba los sagaces e insolentes comentarios de la menor acerca de su padre o el imperio que con tanto esfuerzo y dedicación había construido. Terminó de arreglarse y bajó a la planta baja luego de dar un último vistazo a su atuendo.


Se acerco a su madre que se veía ansiosa por la llegada de Ron y no era para menos, ambas le echaban de menos y dos semanas no parecían suficientes para ver a su mejor amigo y confidente. Taron representaba eso. No solo era su hermano sino su mejor aliado y amigo. Sabía o intuía lo mucho que se esforzaba y en muchos aspectos su hermano menor era más maduro que ella. No quería pensar las experiencias que habría vivido en el ejército. Solo rezaba para que estuviese a salvo y anhelaba con ahínco el volver a verle.

Bajo las escaleras para encontrarse con su madre. —Oh cariño te ves radiante. Estoy tan feliz que Taron puede estar con nosotros, ojalá tu hermana venga... ya no se como llegar a ella. A veces puede llegar a ser demasiado terca— exclamó su madre luego de darle un abrazo de lado y conducirla a la cocina denotando un tono de preocupación en su voz mientras terminaba de inspeccionar que todo estuviese en perfecto orden.—Mamá tranquila seguro está bien. Solo no lo agobies con el tema. Debe ser duro... y en cuanto a Neve quien sabe, espero que venga.— replicó la rubia con honestidad abrazando a su madre para luego llevarse a su boca una galleta recién horneada —¡Blake! Anda deja eso y ayúdame a decorarlas antes que llegue tu hermano— dijo Alicia con un tono de regaño falso y  disimulando una sonrisa radiante. —Por cierto, Isabel me ha dicho que te ha vuelto a llamar ese tal Kyle. ¿No lo invitaste cariño?— preguntó con tono curioso y una mirada cómplice.  

La rubia rodó sus ojos. Apreciaba a Kyle, pero aún estaba centrada de lleno en su postgrado y no era nada serio como para presentar a la familia. Aunque seguramente su padre lo aprobaría dado que el joven era un gran admirador de su trabajo y un destacado y brillante científico, pero de la compañía contraria. B se quedó congelada unos instantes pensando en ese último momento que con las compras navideñas había olvidado comentarle a su padre acerca del incidente que tuvo con el arrogante hijo del Sr. Warren en Tricell. Pero bueno tampoco era el momento indicado. Su madre carraspeo y Blake negó con la cabeza —No, no le invitado y realmente Isabel es una metiche— replicó con un mohín riendo y decorando las galletas.

Cuando ambas oyeron el sonido de las llaves tanto Blake como Alicia corrieron a la sala abrazando a Ron. B se quedó a un lado dejando que su madre le llenara de besos y luego lo atrajo en un abrazo y besó su frente despeinando su cabello ondulado que comenzaba a crecer —Ron te he echado tanto de menos, tenemos tanto de que hablar que dos semanas no resultan suficientes... — dijo rompiendo el abrazo y sintiendo un escozor en sus ojos.

—Me alegra tanto que estemos juntos. Mamá ha hecho tu platillo favorito y yo he preparado macarons...— chillo omitiendo ciertos detalles que el semblante del joven demostraba como también su delgadez. Los villancicos navideños resonaban en todo el salón y los empleados iban y venían siguiendo las instrucciones de su madre. —¿Que tal el vuelo?— inquirió cuando en ese mismo instante tanto Blake como su madre se giraron al sentir la puerta y la voz inconfundible de Neve, quien al parecer no venía sola. Blake frunció el ceño en señal de desaprobación, pero luego se acercó a la menor y la estrecho en un cálido abrazo. —Me alegra que estés aquí Neve— dijo sinceramente aun notando algo extraño en la menor. Miró a su acompañante y tan solo le saludó educadamente intentando no decir nada. Estrechó su mano formalmente y con una sonrisa amistosa y apacible como midiéndolo. —Mucho gusto Zane. ¿En serio? No sabía que Neve cocinará. De seguro están deliciosas...— exclamó saludando con tono amable y una sonrisa forzada y notando cierto nerviosismo en su hermana.

Compartió una rápida y silenciosa mirada con Taron donde podía leer en sus ojos lo que pensaba. Solo esperaba que aquellas navidades no terminarán en una riña. Todos sabían que era mala mediadora cuando sus dos hermanos peleaban. Se acercó a él con sutilidad irrumpiendo con su voz cualquier cosa que pudiera decir.—Porque no pasamos a la sala mejor. Imagino que ambos estarán exhaustos del viaje— exclamó con una sonrisa radiante y ladeando su cabello a un lado. Todo se vio interrumpido por el sonido de la limo de su progenitor. Su madre se arregló el cabello y B se quedó sonriendo con una mirada soñadora por aquella reacción. A pesar de llevar casi 30 años juntos y luego de 3 hijos aún se veían muy enamorados como una pareja de recién casados algo que de niños los divertía a los 3. Esas demostraciones de afecto y atenciones eran ciertamente algo que admiraba de sus padres. Y siendo adulta ya no le resultaban incómodas como cuando era una niña...




"Damaged people are dangerous because they know they can survive"


Blake Travis

Volver arriba Ir abajo

Incluso en un día como aquel Geralt Travis había tenido que asistir a última hora a las oficinas de Tricell. Y eso que esa misma mañana lo había dejado todo organizado para que prácticamente todo el mundo pudiera irse a casa temprano hoy. No era uno de esos jefes que en festivos se lavaba las manos y dejaba que sus empleados lo hicieran todo, si alguien debía trabajar en un día importante como aquel, él iba el primero y además se marchaba el último, como hoy.

El vehículo se detuvo delante de la puerta principal de la mansión Travis y Geralt estuvo a punto de salir hasta que se fijó en que toda su familia se encontraba en la puerta. Neve incluida. Se quedó un momento sentado en el asiento, obserando a través de los cristales tintados la escena.

Señor Travis, ¿se encuentra bien? — preguntó el conductor al ver que su jefe no se movía.

Sí, sí... — reaccionó un par de segundos más tarde y salió del vehículo. Entonces, y para su desagradable sorpresa se dio cuenta de que había alguien más junto a su familia.

Por Dios, que sea un amigo de Taron, el repartidor del periódico, que Alicia haya quemado la cena y hayan pedido unas pizzas... o incluso el deshollinador, sí, eso puede ser... — se decía entre dientes en voz tan baja que prácticamente era apenas un pensamiento. Y entonces alcanzó las escaleras y ascendió hasta el hall. Buscó con la mirada a Alicia, que sonrió esperanzada de que su esposo no metiera la pata. No necesitaban palabras para entenderse el uno con el otro.

Bueno... ¿estamos esperando a algo? — carraspeó y habló entrecortadamente, Alicia enarcó una ceja. Él tenía la esperanza de que le pidieran la cartera, de verdad que sería la primera vez que no le importaría que sus hijos le pidieran dinero. Incluso sería capaz de darle cien dólares al repartidor de pizza, pero no tenía pinta de eso... tragó saliva, miró a sus hijos y al deshollinaor. Tomó aire. — No sabéis la alegría que me da de teneros a todos aquí en casa — Alicia pareció respirar de nuevo.


Las últimas Navidades [Travis - FB] Tumblr_okt80oLAPz1tx12doo1_500

Volver arriba Ir abajo

No tardó mucho en ser asaltado y rodeado por sus dos mujeres favoritas: su madre y su hermana mayor. Sonrió más que encantado con sus muestras de afecto, a las que correspondió abrazándolas de vuelta y regalando un beso extra en la mejilla de su madre — ¿Dos semanas dices? Pues tendrás que aprender a resumir, hermanita, porque sólo serán cuatro días — lo suyo le había costado conseguirlos considerando las fechas pero nuevamente la influencia de su apellido habría tenido algo que ver, no le cabía duda. No le gustaban las ventajas de ese tipo pero de vez en cuando venían bien, para qué negarlo.

¿Mi cena favorita, dices...? — enarcó una ceja y no tardó en dibujar una sonrisa de niño travieso. En el ejército no era habitual recibir todos aquellos caprichos y atenciones así que era inevitable sentirse como protagonista, algo que le duró más bien poco.

En cuanto abrieron la puerta de nuevo la cara de los Travis debió de ser un espectáculo digno de ver, aunque las féminas enseguida se sobrepusieron y saludaron con educación a los recién llegados. Taron no fue tan formal como ellas ni mucho menos afectuoso. Miró a ambos con desconfianza y finalmente el plato de galletas — Desde luego eres la mejor arruinándolo todo, Neve. Algunas cosas nunca cambian — miró al desconocido de arriba a abajo, preguntándose porque parecía ser el portavoz de ambos, pero sólo le dio tiempo a chasquear la lengua antes de que el patriarca hiciera acto de presencia. Quizá era mejor así, quién sabe qué más habría soltado de no ser por aquella interrupción.

Observó el pobre intento de su padre por mantener las apariencias con diversión y finalmente arrebató el plato de galletas de manos del tipo — Muy amable, umm... ¿cómo has dicho que te llamas? — esperó a que se presentara, había que admitir que Zane mantenía la compostura bastante bien — Yo soy Taron, seguro que has oído hablar de mí — miró a su hermana menor de reojo a sabiendas de que no habrían sido cosas muy buenas pero era mejor así, de tal modo su acompañante estaría mentalizado para lo que tendría que aguantar. A fin de cuentas nadie les había obligado a ir hasta allí — ¿Y a ti se te ha comido la lengua el gato? — inquirió a Neve antes de girarse para adentrarse en la mansión, tal y como había propuesto Blake con una cortesía de la que él claramente carecía.


Volver arriba Ir abajo

Las últimas Navidades [Travis - FB] Empty Re: Las últimas Navidades [Travis - FB]

Mensaje por Neve Travis el Dom 07 Jul 2019, 23:05

Hola Blake, yo también me alegro de verte, estás perfecta, como siempre — sonrió levemente. Zane siguió en su línea cortés. — Pues sí, cocina y bastante... — Neve le propinó un codazo al muchacho que se limitó a sonreír, tan encantador él... Papá apareció, al menos no le dijo nada a ninguno de los dos.

No supo qué decir, incluso Zane con la facilidad que tenía para hablar con la gente se quedó callado y eso sorprendió a Neve, ya que él solía hablar por los codos. No esperaba un recibimiento super entusiasta, pero tampoco aquello. Taron ni corto ni perezoso ya le soltó una de las suyas. Ni un par de minutos aguantó y Neve quiso responderle también, pero en ese momento se fijó en su madre y sintió como Zane sujetaba su mano. Calló.

Hola mamá — se acercó a ella cuando todos se dispusieron a ir hacia el salón, sentía que con ella tenía más confianza. Alicia la miró fijamente, sus ojos denotaban tristeza pero aún así sonrió y se acercó a ella para estrecharla entre sus brazos. Neve la abrazó también con todas sus fuerzas.

Zane por otro lado observó la escena y terminó por desviar la mirada hacia otro lado, para finalmente acercarse al señor Travis y saludarle como era debido, puesto que él acababa de llegar.

Señor Travis, mi nombre es Zane, es placer poder conocerle — escuchó la voz de su pareja detrás, al tiempo que su madre la invitaba a pasar dentro y no pudo ver más. Se había propuesto no llorar, pero iba a ser complicado si recordaba el daño que había hecho a su madre, la que menos lo merecía de todos ellos. ¿Y su padre? La última vez que se habían visto tuvieron la discusión del siglo, ni si quiera era capaz de recordar por qué, solo que hubo gritos, portazos... y que ese día Neve decidió que se marcharía de casa. Ahora se sentía muy culpable por muchas de esas cosas, pero no se arrepentía de su decisión de dejar la Mansión Travis. Por fin había podido iniciar la vida que ella quería y era mucho más simple y maravillosa que todos los lujos que Tricell pudiera ofrecer. Tal vez esas no habían sido las formas.

Vamos cariño, espero que tu hermano no se haya comido todas las galletas que has traído, me gustaría probar alguna — asintió y caminaron juntas hacia el salón. Antes de pasar se giró para ver a su padre y Zane. — ... ¿Papá? — no había sido capaz de saludarle ni hablar con él. Alicia igualmente sonrió con un "ahora viene" y ambas entraron en la salón.

Se me había olvidado lo mucho que siempre os esmeráis con la decoración navideña, está todo precioso — sonrió tímidamente y se acercó hasta su hermano Taron para quitarle el plato de galletas. — Me alegra que te hayan gustado — trató de sonar amable, aunque su voz la delataba. Tal y como había pedido su madre, le acercó el plato a ella y después a Blake. — Son de canela y manzana, es una receta de la abuela de Zane — explicó atropelladamente.

Volver arriba Ir abajo

Las últimas Navidades [Travis - FB] Empty Re: Las últimas Navidades [Travis - FB]

Mensaje por Blake Travis el Miér 10 Jul 2019, 16:45


Las últimas Navidades Travis

24 de diciembre, 2011
19:10—Nochebuena—Mansión Travis, NY



❝Otras cosas no cambian, pero empezamos y terminamos con la familia❞
—Anthony Bran


Blake hizo un leve puchero, pero de todos modos le sonrió abrazándolo de lado —Pues, sabes que existen las cartas ¿no?. Pero, aunque resuma no alcanzan los días y creo que en eso mami y yo coincidimos. — comentó con una mueca y sonriendo a su madre. Palmeo la espalda de su hermano conteniendo el llanto. Aunque aquella paz no duró demasiado cuando Neve y su "amigo" ingresaron por la puerta. B mantuvo la compostura, echaba de menos a su hermana, pero le resultaba imprudente que llegará tarde y sin avisar llevase a un desconocido. Debía recordarse mantener la compostura por su madre que estaba ilusionada de ver a su hija luego de tanto tiempo y no era para menos. B contuvo un suspiro frustrado haciendo uso de su autocontrol al igual que su madre se podría decir. A diferencia de Taron o Neve, que solían ser más directos y expresar sin tapujos lo que pasaba por sus cabezas, Blake de pequeña había sido inculcada con ciertos estrictos rasgos que bordaban a una neurosis o TOC y había aprendido siguiendo el ejemplo de su padre, a ser lo más diplomática posible, siempre pendiente de lo que pensasen los demás o a mostrarse en control de sus pensamientos a pesar de no estarlo. A callarse lo que pensaba para no herir sensibilidades; claro que cuando todo se iba al traste por así decirlo explotaba y decía verdades hirientes. La rubia hizo una pausa para tomar aire y luego continúo hablando abrazando a su hermana notando cierto sarcasmo en sus palabras, las cuales decidió obviar. Intercambio una mirada con Taron que no tardó en decir lo que pensaba. Blake contuvo la risa deseando que la tierra se la tragase. Esa noche iba a acabar en un desastre al parecer, el espíritu tranquilo y la calidez de hogar habían desaparecido dando lugar a la tensión y un breve e incómodo silencio en la mansión Travis. Menos mal su padre apareció por la puerta antes que sus dos hermanos se jalasen los cabellos o peor.  

La expresión de su padre al ver al tal Zane fue un poema y Blake se sintió algo tentada mientras que Alicia buscaba advertirle con la mirada. Por su parte le daba igual el chico; quien ahora parecía incómodo y fuera de lugar y no era para menos. Neve ni siquiera había pensado que lo estaba exponiendo a una situación no agradable, típico de ella no pensar en las consecuencias y actuar como una niñata.  

—Solo a ti padre. — murmuró luego de depositar un beso en la mejilla de su padre y susurrarle al oído. —Piensa en mamá— acto seguido se separó y se volvió hacía Taron viendo como Alicia arrastraba a su pequeña lejos llegando a oír su comentario.  

—Tal vez porque hace mucho que no pasas por casa, si vinieses más seguido... — musitó buscando unas copas y con un tono algo sarcástico. Ya le era difícil mantener a raya sus emociones y pensamientos. Más al ver la tristeza implícita en el rostro de su madre, la rabia e incomodad en el de su hermano y padre y hasta el nerviosismo en el invitado sorpresa. «¿Porque siempre Neve buscaba ser el centro de atención y victimizarse?» Suspiro lamentando toda la situación, lamentando el día en que las lindas navidades se habían convertido en una festividad incómoda y obligatoria. «¿Cuando fue que todo cambio?» De niños eran felices. Ahora hasta sentía compasión por el tal Zane. Ya su compostura estaba yéndose al diablo pese a que intentó mantenerse en control de sus emociones. Apartó a Neve a un lado lejos de los oídos de Alicia. —Sabes mamá sufrió mucho con tu ausencia. A veces debes recordar eso. No solo pensar en ti misma. No naciste de un repollo Neve. Puedes no querer saber o tener nada que ver con el apellido Travis o Tricell pero nuestra madre no tiene culpa alguna de ello. Y sabes quién está aquí todos los días viendo como sufre la ausencia de sus hijos. Yo... y odio verla sufrir por tu comportamiento infantil y egoísta. Tampoco pensaste en tu novio o lo que sea ese joven. Traerlo ha sido desacertado... pero tal como siempre solo piensas en ti misma y en nadie más.— dijo sintiéndose liberada de sacar eso fuera y tomando el plato de galletas regresando con los demás.

—Vaya. Pues luego las probamos suena delicioso. Gracias Zane. Tal vez podemos comerlas luego de la cena. No querrán perderse los exquisitos platillos que ha preparado mamá para esta velada tan especial y esperada— replicó con un tono sardónico haciendo hincapié en el esfuerzo de su madre y cogiendo las mismas algo apenada por el pobre muchacho, después de todo no tenía la culpa de la insensatez de su hermana. La única que parecía dolida intentando mantener la calma, la paz y la familia unida en esa velada tan especial era su madre y Blake no soportaba ver su tristeza. La rubia resistió el impulso de blasfemar al ver a su padre incómodo también y sintiendo que aquella no solo sería una inolvidable velada sino una épica...eso sino acababa antes del postre...




"Damaged people are dangerous because they know they can survive"


Blake Travis

Volver arriba Ir abajo

Geralt miró al muchacho con mucha atención, luego su mano derecha. Se presentó como Zane y el tal Zane era... Geralt volvió a mirar su rostro y luego la mano, así un par de veces, tanto que parecía haberse rayado como un disco. Finalmente carraspeó, lo miró dde nuuevo a los ojos... y de verdad que a punto estuvo de darle la mano, por educación, pero la retiró.

No me gustas — se limitó a decir en un tono muy serio.

Geralt se dio la vuelta y avanzó hacia el salón de la Mansión deseando que sus palabras hicieran que el muchacho se largara. ¡¿Pero con qué clase de delincuente se había juntado su hija?! De seguro era él el culpable de todo, lo típico: ella se había escapado para estar con él.

Bueno familia... — al entrar al salón se quedó en blanco. Taron por un lado, Alicia por el otro, Blake y Neve en una esquina... y para colmo el deshollinador lo había seguido hasta allí. — Voy a por un trago, ¿alguien quiere algo? — iba a haber dicho algo más apropiado para la ocasión, pero no se le ocurrió nada mejor que ir al mueble bar.

Alicia lo siguió hasta allí.

Que pintas... — dijo en voz baja mientras se servía uno de sus licores favoritos. — Pero claro esta niña... siempre llevando la contraria con todo... — apenas pudod dar un trago pues Alicia le quitaba la copa de entre las manos.

Geralt, nuestra hija ha vuelto... y llevo sin verla mucho tiempo, no lo estropees... — alzó uno de sus dedos hacia su marido. — Nuestra hija se largó sin darnos la menor explicación de nada, sin llamar para decir si al menos estaba bien... y ahora se presenta aquí con el perroflautas ese... — Geralt le quitó el vaso y trató de dar otro trago, pero Alicia metió la mano entre sus labios y el vaso. — Lo sé, pero hace tanto tiempo que no estamos juntos toda la familia... — y entonces puso esa cara de tristeza... — Que no me mires así... — apartó la mano y bebió rápidamente a la vez que su esposa trataba de quitarle la copa, él de llenarla más y beber, todo mientras cuchicheaban sobre la familia, el respeto, el cariño, la traición... y como no el centro de la conversación: el perroflautas. Geralt acababa de decidir que ese mote le quedaba mejor que el de deshollinador.

Geralt por favor... — Alicia pareció enfadada.

Cariño, tú llevas los pantalones en casa... ¡Te quedan mejor! — exclamó él por lo bajinii accediendo al final. Alicia negó lentamente. — Mejor que no bebas más... — le quitó el vaso y se lo terminó ella de un trago. — Que bonito eso... — dijo él mirándola de reojo.

Terminó la conversación en petit comité y ambos padres se giraron hacia su descendencia y el perroflautas, a quien Geralt no podía dejar de mirar.

Bueeno... pese a que te marcharas sin avisar... — se dirigió hacia Neve y Alicia le propinó un codazo. — A ver cariño, estoy diciendo las cosas claras, creo que no estoy haciendo ninguna gran revelación... spoiler lo llaman ahora, ¿sabes? — la miró al final y luego se volvió de nuevo hacia el resto. — Nos alegra tenerte de vuelta y sobre todo ver que estás bien. Son fechas para estar en familia y espero poder pasrlas junto a vosotros en paz, olvidemos todo lo pasado... y la próxima vez nos dejas una nota o algo, en papel reciclado — frunció el ceño y fue a por su copa otra vez.

Alicia suspiró.

Lo que vuestro padre trata de decir como buenamente puede... es que vayamos a cenar todos juntos en familia — Alicia observó la escena con lágrimas en los ojos. No es que fuera el momento más fácil, pero e verdad que se alegraba muchísimo de ver a sus hijos juntos de nuevo en casa.

Zane... — se acercó al muchacho con una amable sonrisa. — Sientáte a mi lado, por favor, me gustaría que nos contaras de ti — Alicia, colocó sus manos sobre los hombros del muchacho para acompañarlo a la mesa. No había ninguna mala intención en sus acciones, al contrario, se interesaba de verdad por saber quién era la persona con la que estaba su hija menor. Alicia era así por naturaleza, una mujer tan buena... Geralt solía pensar que si solo ffuera la mitad de bueno que ella... se habría ahorrado tantos problemas.

Tomó asiento al otro lado de su esposa, con una nueva copa, haciendo un gesto a sus hijos para que hicieran lo mismo. Acto seguido el mayordomo de la familia apareció para tomar nota de lo que beberían junto a un camarero que repartía copas y una jarra de agua en el centro de la mesa. Geralt negó alzando su copa, no iba a beber otra cosa esa noche.


Las últimas Navidades [Travis - FB] Tumblr_okt80oLAPz1tx12doo1_500

Volver arriba Ir abajo

Las últimas Navidades [Travis - FB] Empty Re: Las últimas Navidades [Travis - FB]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.